De la parroquia El Carmen

smaller text tool iconmedium text tool iconlarger text tool icon
Gente de Abundio desaloja a funcionarios de Prefectura
2013-10-26

Con efectivos de la Policía Municipal irrumpieron las labores de la prefectura en las instalaciones de  Módulos de Servicios del estado Barinas.

Como una violación a los bienes del Estado y estar al margen del servicio del pueblo, representa la acción de una de las jefas del comando de campaña de Abundio Sánchez, Ismelda Macías, al interrumpir el funcionamiento de la Prefectura de la parroquia El Carmen, tras expulsar a los funcionarios a la fuerza utilizando uniformados de la policía municipal de Barinas.

“No queremos imaginar lo que la gente de Abundio Sánchez, vaya a hacer en caso hipotético de continuar al frente de la alcaldía municipal, con el abuso de poder y trabajar con intereses personales”, así lo calificó el secretario de la Secretaria Ejecutiva de Seguridad Ciudadana, Ramón Castillo, ente coordinador de las prefecturas en el estado Barinas. 

En su condición de secretario ejecutivo y con el respaldo popular, Castillo, denunció tal atropello ocurrido en un local del módulo de servicios de la parroquia El Carmen, en el que el terreno y los bienes son parte del Estado venezolano, espacios que fueron recientemente adecuados con recursos del Consejo Federal de Gobierno y en trabajo del poder popular.

Allí además de la prefectura de la mencionada parroquia, estará en funcionamiento el Registro Civil, para estar a la disposición del pueblo y más cercana a las parroquias Alto Barinas, Dominga Ortiz de Páez, Juan Antonio Rodríguez Domínguez, y Manuel Palacio Fajardo, prosiguió el Secretario Ejecutivo, quien no tuvo otra opción junto a los funcionarios en abandonar el mencionado local.  

Por su parte, Edecio García, vocero del consejo comunal Los Marqueses, agregó que en el Módulo está dispuesto un espacio para el funcionamiento de la Prefectura de la parroquia, proyecto creado por la revolución y respaldado por la comunidad, por lo que la acción del alcalde Sánchez y Masías claramente es abuso de poder, porque para amedrentar a la comunidad se hicieron acompañar por policías municipales.